La inteligencia emocional y el juego

Jugar también ayuda a desarrollar la inteligencia emocional

Beneficios de desarrollar y reforzar la inteligencia emocional

La inteligencia emocional es un oxímoron, o sea la unión de dos conceptos que de por sí parecen opuestos y por lo tanto imposibles de unir. Es decir, por un lado tenemos la inteligencia, la parte racional la cual dicho sea de paso tristemente en muchos casos sólo esta asociada al expediente académico y reducida al mero numerito del Coeficiente intelectual (IQ).

Por el otro lado tenemos las emociones que de por sí y  como ya habrás experimentado, muy racionales no es que sean y que son capaces de sacar lo mejor y lo peor de cada uno. Si los mayores solemos tener alguna que otra dificultad con las emociones (jaja) ni te cuento los efectos que estas tienen en los más pequeños que tienen su parte "racional" mucho menos desarrollada. Eso sí viven las emociones las viven intensamente tanto que hay veces que te los comerías a besos y otras que....

Uno de los pilares fundamentales en el desarrollo y educación de los más pequeños y pequeñas de la casa es enseñar a pensar y gestionar las emociones.

Es importante que los padres y madres sean conscientes de la importancia del juego en el desarrollo infantil. Para ello, hoy os hablaremos sobre qué es la inteligencia emocional y los beneficios que tiene el trabajarla con los más peques de la casa.

Beneficios de desarrollar y reforzar la inteligencia emocional. ¡Atentos!

  • Incrementa la conciencia de uno mismo o autoconocimiento: Es el primer paso que los niños y las niñas tienen que aprender desde los primeros años de vida. Los adultos tenemos que ayudarlos en este proceso, mostrándoles los resultados de sus actos tanto en ellos mismos como en las otras personas. Potenciando que nuestros hijos adquieran confianza en sí mismo y, a su vez, sean capaces de ser autocríticos. De esta forma conseguimos que sean capaces de tomar buenas decisiones en el futuro y tengan referentes con los cuales guiarse  y no solo por las emociones de cada momento.
  • Aumento de  la motivación: La motivación es esencial para que los peques quieran ir superando los diferentes retos que se les plantea durante el crecimiento.La motivación refuerza la perseverancia, el entusiasmo y aumenta la tolerancia a las frustraciones. 
  • Desarrollo de su empatía:Ponerse en el lugar del otro comprendiendo los sentimientos de las personas a su alrededor es una tarea a ejercitar desde una edad temprana, Enseñarles a escuchar es la clave para así conocerse y conocer las emociones de quienes les rodean. Facilitará las relaciones interpersonales convirtiéndose en la mejor enseñanza a aplicar durante el resto de su vida.

  • Mayor control sobre si mismo y autorregulación: No podemos eliminar sentimientos como la frustración o la rabia porque forman parte del ser humano. Pero sí podemos enseñarles a reconocer sus emociones y canalizarlas ese exceso de energía hacia tareas más sanas y creativas. En una situación hacerles pensar acerca de sus pensamientos y las emociones que estos les generan les ayudará a tomar mejores decisiones.

  • Mejora de las habilidades sociales: Intimamente relacionada con la empatía. Los niños y niñas pasan la mayor parte de su tiempo socializándose con otros niños y es su mayor fuente de disfrute, diversión y aprendizaje. Trabajar la asertividad les ayuda a expresar de manera amable y clara lo que quieren facilitando la negociación para llegar a acuerdos con otros niños y niñas.

Para desarrollar la inteligencia emocional en casa es necesario conocer tanto sus aspectos fundamentales como los juegos y juguetes adecuados a las necesidades psicopedagógicas y lúdicas de los niños y niñas. Todo ello sirve para que desde la infancia aprendan a canalizar sus emociones y adquieran las habilidades y herramientas necesarias para su futuro.

Juegos para desarrollar la inteligencia emocional

La caja mágica de las emociones

El Juego la caja Mágica de Las Emociones está pensado para que aprender sea divertido y especialmente creado para acompañar a los más peque en su proceso educativo, potenciando el desarrollo no solo de capacidades sino también de habilidades y personalidad.

Este juego les ayudará tanto a nivel individual como emocional a mejorar su expresión emocional y conocimiento personal. Conseguirá aumentar su empatía, autoestima, confianza y seguridad en uno mismo. Además de facilitarle conocer mejor a la familia y amigos, mejorando la cohesión grupal.

Por tanto este es un juego que es capaz de abarcar todos los aspectos clave anteriormente mencionados, convirtiéndose en el juego más completo para trabajar la inteligencia emocional.

Te lo digo a la cara

El Juego Te lo Digo con la Cara permite a los más peques interpretar las emociones de otros, explorar las suyas propias y asociar ciertas emociones a sus  expresiones faciales correspondientes.

Este juego incluye una serie de tarjetas con distintas expresiones faciales que se corresponden con escenas ilustradas en otras tarjetas

Hanazuri: La pulsera de las emociones

Por otro lado, la Pulsera de las Emociones permitirá al niño o niña comunicar las diferentes emociones que tiene a lo largo del día llevando la pulsera e intercambiando los complementos cada vez que se sienta alegre, eufórico, enfadado o triste.

De este modo es capaz de comunicar cómo se siente en cada momento y los padres y madres pueden conocer e interpretar dichas reacciones para conocer mejor a su hijo/a.

Comments (0)

Producto añadido a la lista de deseos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento. Este Web utiliza tanto cookies temporales de sesión como cookies permanentes. Las cookies de sesión almacenan datos únicamente mientras el usuario accede al Web y las cookies permanentes almacenan los datos en el terminal para que sean accedidos y utilizados en más de una sesión